Tendencia ahora: Indefensión Aprendida
Inicio | Artículos |   @    

Inicio > Artículos > ¿Niños Caprichosos?. Aprende a regalar

¿Niños Caprichosos?. Aprende a regalar

por Cecilio Sánchez «Cean» | Se lee en 3,14 minutos | Comentarios
¡Cuántos tópicos hay referentes a los niños y que falta de respeto hacia ellos!. Son personas, pequeñas pero personas. No tienen más caprichos que tú, la diferencia estriba en que tú tienes el dinero y ellos sólo pueden pedir; y por pedir que no quede.

Mientras llega el día que se considere a los niños y niñas como personas y se les trate con el respeto que merecen, muchos tópicos seguirán dañando psicológicamente a éstos y, finalmente a la sociedad, pues ellos y ellas serán el futuro. A continuación unos cuantos:

¡Los niños sólo quieren lo que anuncian en televisión y, siempre, lo más caro!
¿Has probado a acompañarlos a tiendas y jugueterías?. Los niños y niñas piden aquello que conocen y, por tanto, deberían visitar tiendas para apreciar todas las posibilidades que existen, de otra manera, acabarán solicitado lo que ven por televisión o lo que tienen sus amigos o compañeros de colegio.

¡Siempre están pidiendo regalos, lo quieren todo!
¿No será que han aprendido a querer tener todo excepto lo que ya poseen?. Frases como “¡menudo coche tiene mi jefe, le ha costado más de 10.000 €”, ¡Quién pudiera tener esa casa!, ¡si pudiese me compraría esos zapatos!, ¡Que ropa más bonita, la compraría toda! sirven de modelo a seguir a los hijos, que tenderán a mimetizar el comportamiento de los adultos que les rodea.

¡No tengo tanto dinero como para comprar lo que piden!

Un regalo no tiene porqué ser costoso, es más, también puede ser gratis:

  • Ir con ellos a “la montaña” u otro lugar.
  • Compartir una lectura.
  • Pasear.
  • Observar el firmamento
  • Jugar con ellos.
También se puede regalar cosas necesarias para la vida diaria:
  • Prendas de vestir
  • Material escolar

El problema es que acostumbramos a los niños a regalarles cosas materiales por cada día señalado (cumpleaños, finales y primeros de año, …) y luego nos quejamos de que para ellos pasear o ir a “la montaña” no es un regalo. Al mismo tiempo les enseñamos una norma social absurda: regalar es una demostración de amor y afecto. Luego se pasarán su vida haciendo regalos por compromiso a sus amigos/as en dichas fechas señaladas.

¡Los juguetes sólo le hacen ilusión el primer día, luego no los vuelve a utilizar!
Los adultos compramos cosas de forma impulsiva y luego nos damos cuenta que fue un gasto innecesario, ¿no es lo mismo?. Además, ¿Cuántas veces le compramos aquello que nos hace ilusión a nosotros?. Claro, luego nos sentimos decepcionados al ver que difieren de nuestros gustos personales. Y, es que, ¡los niños son personas, no clones nuestros!.

Y no hablemos de regalar animales de compañía para luego abandonarlos en verano. O, peor aún, en caso de no querer tener perros o gatos en casa le compramos una consola de videojuegos para que no se sienta solo ni abandonado matando a todo enemigo virtual que se pone a tiro o conduciendo vehículos a vertiginosa velocidad, ¡luego decimos que morir estrellando el coche a 180 km/h es un accidente!.

En resumen, tu hijo/a no sabe lo que necesita, pero con tu ayuda podría lograrlo. De ti depende. Edúcale en valores como la generosidad, la sinceridad y la comprensión en vez de otros como la estética y la materialidad. ¡Esto si que es un buen regalo!

Enlaces Relacionados

Hacer regalos a los niños/as conlleva un gran responsabilidad. Así pues, consulta los siguientes consejos:
Publicado el 17 diciembre 2005 | Temas: , | Tags: , ,
Acerca de Cecilio Sánchez «Cean»

Librepensador ecléctico y entusiasta de la psicología, psiquiatría, antropología, sociología, filosofía y neurociencia. La astronomía, la tecnología y el humor son tres de mis pasiones.
Fundé y sigo dirigiendo la empresa leevel Solutions, imparto talleres, cursos, seminarios y conferencias enfocadas a facilitar la autonomía personal desde la libertad que aporta el pensamiento crítico.

Más sobre mi | Blog personal

Comentarios ( RSS)

  1. Satel Y Tal    17 diciembre 2005, 06:22    # 000088

    Muy bueno el post, Cean.

    Yo he tenido la suerte de que mis padres siempre me enseñaron a responsabilizarme de mis actos, y si pedía algo y me lo compraban era para aprovecharlo, no para dejarlo tirado cuando me cansara.

    Respecto a la norma social establecida de que “regalar es mostrar afecto”, yo tengo muy claro (y así lo hago) que el afecto se demuestra todos los días. Siempre me ha parecido falso que alguien me haga un regalo “muy caro y con todo el afecto del mundo” el día de mi cumpleaños y el resto del año no tenga ni el más mínimo detalle.

    Es como si esas fechas “señaladas” fueran el momento de “quedar bien” para todo el año.

  2. — nuncajamas    19 diciembre 2005, 22:04    # 000089

    Que razón tienes Cean en todo.

    Maldito consumismo y materialismo, es algo que está haciendo mucho daño tanto a mayores como a pequeños.

    Si los padres dedicaramos más tiempo a la educación de nuestros hijos, a darle más amor y enseñarles más valores, todo a todos nos iría mucho mejor, estoy segura de ello.

  3. — nuncajamas    19 diciembre 2005, 22:06    # 000090

    Por cierto gracias por tus enlaces.

  4. inquieta    22 diciembre 2005, 19:33    # 000091

    Yo he intentado educar así, pero a veces la influencia no es sólo de los padres, sino en general, pues vienen que si los amigos del cole lo tienen, qué si nö se sienten marginados, qué... en el afán de querer dar a los hijos lo mejor le damos todo lo que quieren (aunque luego nos arrepentiremos)dentro de nuestras posibilidades, y ellos también dan un gran valor a lo material en la adolescencia. En esta sociedad de consumo, donde la apariencia y lo material priman sobre lo humano y el afecto, es muy difícil escapar a su presión.

    Luego entre ellos se lo cuentan todo y parece que el que regala peor es el peor padre o la peor madre..

    Y está, por supuesto, el complejo de culpabilidad de los padres por no estar el tiempo suficiente con ellos (a veces no se puede, hay que comer) compensado con los bienes materiales

  5. Cean    24 diciembre 2005, 05:10    # 000095

    Inquieta, es cierto que influye todo el entorno social del niño o niña (medios de comnicación, compañero de colegio, familiares, ...), sin embargo, es son los padres quienes más influyen y quienes deben controlar las influencias externas que perjudiquen la educación de sus hijos o hijas.

    Como bien dices, la saud psicológica de los padres determina muchos comportamientos de éstos. Una razón más para cuidarnos psicológicamente.

    Saludos.

  6. inquieta    28 diciembre 2005, 17:33    # 000097

    ya, pero no es tan fácil, en el periodo de la adolescencia los padres somos a lo último que hacen caso y piden consejo, somos la representación de la autoridad y ya sabes que en esa edad están autoafirmándose. Yo he visto hijos de familias estables psicológicamente que han tenido problemas con drogas o con otras cosas, así que no estoy de acuerdo en que los padres sean los máximos responsables de casi todo, porque los hijos viven también en el mundo exterior, y si el mundo exterior está mal, influye y mucho. Y los padres también somos seres humanos, con nuestros problemas y conflictos, que muchas vecen están ocasionados también por el mundo exterior, como el del trabajo, el económico, etc.. y como somos personas, no dioses, pues algo se tiene que reflejar en la familia. Los padres perfectos no existen, y la imperfección de los padres ayuda a comprender muchas cosas a los hijos, entre ellas, la imperfección del ser humano y que puede aprender de ello.

    De otra forma, estaría prohibido tener hijos porque nadie reune los requisitos suficientes y aún así, la vida y el mundo pueden producir cambios importantes a lo largo de la vida en esos padres perfectos.

    Creo que lo importante es el amor y la comprensión, y estar ahí para ayudar cuando surgan los problemas. Lo demás es pedir peras al olmo, pues como seres humanos que somos, la perfección es imposible.

    Quien tiene hijos lo sabe muy bien, y no es lo mismo dar clase unas horas que criarlos. Si encima de todo los sacrificios que eso conlleva y el disgusto por nuestros errores, se nos culpabiliza de todos sus males, apañados estamos.

    Los padres tenemos que mejorar y aprender,está claro que un hijo no es un perrito, pero también se debe mejorar la sociedad en que viven nuestros hijos, sinó nuestros esfuerzos de poco servirán.

    Sitios alternativos de ocio para los niños y juventud, asignaturas en la escuela que eduquen en la ética humana y el respeto a los demás y la naturaleza, trabajos decentes y dignos…

    Y ¿Qué se puede esperar de muchos padres en un mundo en que predomina la ley de la selva (come o te comerán) y la ley del consumismo.. estos piensan que criar un cordero para soltar a sus hijos a un mundo de lobos es hacer un inmenso daño a sus hijos, porque los padres lo han sufrido en sus carnes. Los padres sabemos el mundo exterior que espera a una gran mayoría, y no es fácil educar en unos valores que el exterior no respeta.

  7. — nuncajamas    28 diciembre 2005, 21:43    # 000099

    Inquieta estoy contigo en que la tarea de los padres es muy compleja y dificil y que nos somos perfectos.Que vivimos en un mundo carente de valores, pero los padres hemos de intentar luchar porque nuestros hijos sí tengan valores, educarlos y amarlos.

    Inquieta para mí la tarea del mundo más dificil es SER MADRE.

  8. Cean    30 diciembre 2005, 02:26    # 000103

    Inquieta, estoy de acuerdo contigo.

    Ser padre o madre es una tarea difícil. Una persona está influida tanto por éstos como por el mundo exterior (amigos, enseñanza escolar, medios de comunicación, ...). Sim embargo, cambiar el mundo exterior no está en nuestras manos, sólo podemos cambiar nosotros, es decir, informarnos e intentar no cometer los mismos errores que nuestros padres u otros padres.

    Por otra parte, culpabilizarse de los errores cometidos en el pasado no ayuda a mejorar el presente. Podemos reconocerlos, pero no culpabilizarnos. Algunos padres no hacen ni una cosa ni la otra, sino que persisten en el mismo error justificándose de diversas maneras: “lo hice lo mejor que supe”, “te quiero y quiero lo mejor para ti”, ... Esto es aún más grave que culpabilizarse.

    En manos de padres, madres o tutores está ayudar en que el mencionado mundo exterior no añada valores perjudiciales a sus hijos e hijas.

    Saludos Inquieta.

  9. — sasha    5 febrero 2007, 00:51    # 000630

    es cierto todo los padre le dan a sus hijos todo lo q quieren pero algunos padres como los profecionales ellos creen q con regalarle lo quieren le estan dando amor y eso no es cierto deverian,dedicarle mas tiempo a sus hijo poreso hoy dia estamos en una sociedad critica en donde los joves tiene carro a temprana edad y se van a jangear como ellos dicen a chabar,pq papi y mamy noc dan cuenta y estan durmiendo y no les importa lo q yo haga bueno dediquen mas tiempo,ahy q enseñarles alos niños de hoy dia tu me ayudas en las tareas del hogar y yo te doy lo q quieres entienden como hoy dia todos tienen ropa de marca ,comida afuera , q hay no quiero ir ala escual cojo un cursito hay ya ,saben hay muchs niños y jovenes q quieren estudia en diferentes paises como en africa no tienen como comer ni vestir ni como estudia y tanto q nos quejamos poreso a prendan a valorar lo que tienen y darle gracias a dios por todo lo q nos adejado optener hoy dia gracias por todo
    att sasha 17 años

  10. — salva    10 octubre 2007, 20:49    # 000852

    Cean,preguntas:
    1.- No todas las personas compran impulsivamente. Tu sí?
    2.- Tuviste una infancia difícil?

    Si contestas SI a ambas te aconsejaría acudieses a un psicólogo. Al menos la primera indica que sufres un daño que no tienes porque sufrir.

  11. — Miguel Cabrera Cabrera    27 octubre 2007, 19:19    # 000871

    Una maquina de consumo enseña a su hijo a consumir, y así hemos hecho de siempre.
    Enseñemos a nuestros hijos desde pequeños los valores humanos, desde luego que solo así empezaremos a ver nuevas generaciones en que el que se entenderá “comprar” como necesidad y no como capricho.
    Somos, por lo que somos y no por lo que tenemos.

  12. — adolfo    11 agosto 2008, 17:27    # 001257

    k chafas comentarios

  13. — paula    16 junio 2010, 03:29    # 002011

    nada que objetar
    totalmente de acuerdo

  14. mary    4 marzo 2012, 01:50    # 002689

    POR FAVOR LUCHEN CONTRA LA VENTA DE ANIMALES

    WWW.NO-a-la-venta-de-animales.blogspot.com/

Publica tu comentario

Nombre
Email (No se mostrará)
http://
Mensaje <?> [ *negrita* · _cursiva_ · ??cita?? · "Enlace":http://www.ejemplo.com ]

<?>